Un cronopio perdido 

Para M. El descubrimiento no fue fortuito como todos los descubrimientos, sino una cadena de absurdas causalidades. Para empezar, ese día me levanté más tempran...